Oración para Todos Los Jóvenes Católicos



Si eres un joven católico que quiere tener una relación con Dios más cercana, la respuesta es por medio de la oración. Hablando con Dios puedes agradecerle por todas aquellas cosas maravillosas que hace por ti al igual que le puedes pedir fuerzas y motivación para lidiar con tu día a día.



En este artículo encontrarás cortas oraciones para que puedas hablar con Dios y sentir una conexión más fuerte con aquel te creó.

Oración de reflexión para jóvenes católicos

Oración Para Jóvenes Católicos

Grupo de jóvenes

A veces nos ponemos ver un poco sumergidos en la rutina de la vida y llegamos a olvidar todo lo que Dios ha hecho y hace por nosotros, es ahí cuando debemos tomarnos un tiempo para hacer reflexiones de las bendiciones de las que nos dota el Señor.

La siguiente oración es de agradecimiento al morador de los cielos por todas aquellas bendiciones que nos ha dado y por ese amor incondicional que nos profesa.

“Divino Padre celestial,
Hoy quiero tomarme un momento
Para agradecer lo bueno que has sido conmigo.

Gracias Padre por brindarme de tu amor incondicional,
Y sé Señor que sin ti nada soy.

Gracias mi amado Padre porque siempre estás conmigo,
Y me cuidas de las manos del devorador.

Gracias Señor porque me has permitido levantarme cada mañana,
Cuando muchos no pueden hacerlo.

Padre celestial, digno eres de toda alabanza y adoración,
Quiero por siempre estar en tus caminos
Y predicar tu palabra, para que así como yo,
Otros puedan conocer lo maravillosa que es una vida contigo.
Bendito y santo eres mi Dios y Padre celestial,
Gracias porque contigo soy feliz y en tu nombre soy salvo.”
Amén.

Oración para jóvenes católicos cortas

La oración te ayudará a lograr grandes cosas y aunque no lo creas también ye ayudará a librar grandes batallas, y son en esos momentos en donde tu fe se fortalecerá y podrás ver las grandes cosas que Dios hará en tu vida.

Si sientes la necesidad de orar pero no sabes muy bien cómo hacerlo, puedes realizar esta oración corta para que sea Dios quien fortalezca tu fe y te ayude en las pruebas de la vida a las que te puedas enfrentar.

“Padre mío
Gracias te doy por tu gran misericordia,
Porque siempre has sido bueno conmigo,
Incluso aun cuando no lo merezco.

Sé tú mi Dios renovando mis fuerzas como las
Del búfalo, y dándome la sabiduría suficiente
Para poder superar las pruebas que la vida
Me pueda presentar.

Hazme fuerte y fortalece mi fe en ti,
Para que sin importar las adversidades, nada
Pueda apartarme de tus caminos.

Amado Padre, que tu presencia me acompañe durante el día,
Y tu santo espíritu me proteja durante la noche, para que
Ningún plan que el enemigo tenga en mi contra pueda prosperar.

Perdona mis pecados y limpia mi corazón
De toda inmundicia, para que cada día
Yo pueda ser más como tú.”
Amén.

Oración de la mañana para jóvenes católicos

Cada mañana cuando te despiertas tienes mil y un motivos para agradecer a Dios por un día más de vida. Esta oración ayudará a que tus mañanas sean menos caóticas y un poco más espirituales.

Esta oración es para hacerla en la mañana, junto con la salida del sol, para que sea Dios bendiciendo tu día.

“Querido y glorioso Dios
Gracias porque me has permitido descansa
Durante la noche y levantarme dándote
La gloria por toda la vida que tengo por delante.

Que sea tu gracia inundando mi día,
Para que a pesar de las adversidades que se
Me puedan presentar, por tu presencia, nada
Pueda turbarme.

Ven Señor en este día a morar en mi casa
Y en mi corazón, para que mis pensamientos,
Acciones y palabras solo den testimonio
De que soy tu hijo y tú eres mi Padre.

Con este amanecer mi Dios, sobran las razones
Para darte las gracias por tus maravillas,
Grande y digno eres Señor de toda alabanza y adoración,
Ministra mi vida y que tu presencia no se aparte de mí.”
Amén.

Oración para grupos juveniles católicos

Es bueno compartir con amigos, pero cuando un grupo de jóvenes católicos se reúne para alabar a Dios, grandes cosas pueden suceder de esos pequeños ratos.

Si estas en un grupo católico, pueden reunirse todos los jóvenes y después de haber leído algún pasaje de la biblia del que quieran conversar, pueden realizar esta oración para finalizar su reunión.

“Señor Jesús,
Te queremos dar gracias porque nos
Has permitido conocerte y reunirnos esta noche
Para entrar en tu presencia.

Mira Señor la palabra que acabamos de leer,
Sé tú mi Dios revoleándonos el rema de tu
Santa escritura en nuestras vidas, para que ya no
Sea el hombre actuando sino que seas tú mi Dios
Obrando a través de nosotros.

Dice la biblia Señor que si dos o más se pusieran de acuerdo
Para orar, grandes cosas sucederán, te pido Señor
Que se manifieste tu gloria y tu presencia en este lugar,
Llénanos de tu amor y tu poder,
Para que podamos ser nuevas criaturas en tu nombre.
Danos sabiduría para discernir lo malo de lo bueno
Y fortaleza para no caer en las tentaciones del enemigo,
Ahora que vamos a nuestras casas, sé tú mi Dios
Llevándonos con bien y cuidando nuestros caminos,
Que tu paz sea con cada uno de nosotros.”
Amén.

Oración dinámica para jóvenes católicos

Si comenzaste a ir a un grupo de oraciones para jóvenes católicos y esta noche te toca a ti dirigir la oración, pero no sabes cómo hacerlo, puedes repetir la siguiente plegaria.

En esta oración tú dirás .una frase y el resto del grupo debe decir al unísono “amén”, es un muy sencilla,  poderosa, y es perfecta para hacerla en un grupo de oración.

“Gracias Señor por bendecir nuestras vidas,
Sigue obrando cada día para que podamos ser mejores personas.

Amén (lo dice el grupo al unísono)
Ayúdanos a tener nuestras miradas fijadas en ti,
Para que no nos apartemos de tus caminos.

Amén (lo dice el grupo al unísono)
Guía Señor nuestros pasos y ayúdanos a ser cada
Día más como tú.

Amén (lo dice el grupo al unísono)
Llénanos de amor hacia nuestro prójimo
Para que podamos quererlos como si fuésemos
Nosotros mismos.

Amén (lo dice el grupo al unísono)
Perdona nuestros pecados, somos humanos
Y a veces nos dejamos llevar por nuestra
Naturaleza pecaminosa, no permitas
Mi Dios que nos perdamos, sino que
Más adelante podamos disfrutar de una vida
Eterna allá arriba en el cielo contigo.”
Amén.

Oración inicial para jóvenes católicos

Esta oración es especial para adolescentes que se inician en el conocimiento y practica de nuestra fe y creencias católicas, en especial luego de haber hecho la primera comunión.

Esta plegaria es muy sencilla y la puedes hacer acompañado o cuando estés en tu habitación a solas, solo debes ponerte de rodillas, cerrar tus ojos y repetir las siguientes palabras.

“Dios Padre protector
Vengo a ti para darte gracias
Por la hermosa bendición de poder participar de la santa eucaristía.

Gracias por tu hijo Jesús
Por su sacrificio en la cruz
Que se entregó como cordero inmolado en sacrificio
Para limpiar el pecado de toda la humanidad.

Gracias por nuestra amada Madre María
Por su amor y protección
Ayúdame a permanecer en el camino correcto
Que nos conduce de tu mano a una vida sin tropiezo.

A ti encomiendo mis más importantes decisiones
Líbrame del malvado que busca mi caída
Aparta de mi aquello que no es de tu agrado
Y limpia mis caminos y mis pasos.

Que mi mirada no se aparte de ti
Y mi futuro este dirigido por tu luz admirable”.
Amén.

Oración católicas para jóvenes estudiantes

La siguiente oración es eficaz para jóvenes que tienen dificultad en los estudios o que simplemente deseen mejorar sus calificaciones. Se debe hacer antes de realizar los deberes escolares o cuando se necesite estudiar para algún examen.

Es importante realizarla con mucha fe y si es posible antes de ir a clases, el estudiante deberá arrodillarse unos minutos antes de salir de casa, preferiblemente en la habitación.

“Querido Dios creador
Tú que usaste toda la sabiduría que existe
Cuando formaste los cielos y la tierra.

Con tus manos hiciste al hombre y le diste
De tu aliento para la vida
Lo hiciste un ser pensante y lo llenaste de sabiduría
Concédeme el don de la inteligencia
Concédeme el don del entendimiento
Concédeme el don de la sabiduría
Que tu mano amorosa toque mi mente y mi corazón.

Ayúdame a amar la sabiduría
Y a buscarla
A desearla más que el oro y las riquezas temporales
A recibir de tu esencia lo que colocaste en el principio de la creación,
Cuando nos hiciste a tu imagen y semejanza.

Que todos mis pensamientos estén conectados contigo
Dios creador, amado Señor”.
Amén.

Oración bonita de un adolescente a Dios

La siguiente oración es especial para inculcar en el adolescente amor y devoción hacia Dios, sobre todo en los momentos más difíciles de sus procesos de crecimiento, donde es posible que el adolescente se sienta solo e incomprendido.

Recitar esta oración en la intimidad de la habitación, preferiblemente antes de dormir. También cuando te sienta triste o solo, cerrar la puerta y concentrar todos los pensamientos en la presencia de Dios.

“Oh Dios amado
Hoy vengo ante ti y te entrego mi corazón
Quien mejor que tú que conoces lo más profundo de nuestro ser
Llena mi corazón de tu amor.

Que tu presencia me abrace
No me dejes solo
Susténtame y defiéndeme
Acompáñame a todos lados y que tus luz guíe mis pasos.

Cuida mi entrada y mi salida
Mi acostarme y mi levantarme.

Ayúdame a vivir confiado en tu presencia
Sé que estás conmigo, no me sueltes
Líbrame del mal y del camino torcido.

Que mi vida este escondida en ti
En el hueco de tus manos.
Tú eres mi ayuda y mi refugio
Nada puede acontecerme, pues tú estás conmigo.

Mi amado Dios”.
Amén.

Oración final para jóvenes católicos

Esta sencilla oración debe repetirse con mucha fe, puede realizarse solo o en grupos de jóvenes, especial para las vigilias y reuniones de oración. Cuando se realiza en grupos es recomendable tomarse de las manos en señal de comunión y unidad.

Es importante que los jóvenes sean dirigidos por el adulto encargado para que se realice con la debida reverencia. En el caso de que la oración se repita por un solo joven, lo más importante es que se realice con mucha fe y confianza.

“Altísimo Dios soberano Señor
Venimos ante ti con agrado y reverencia
Para darte gracias porque hasta el día de hoy
Has sido fiel con nosotros.

Gracias por la provisión diaria
Por el sustento, la ropa y el calzado.

Gracias porque has velado nuestro sueño.
Y nos has librado de enfermedades y perdidas
Guárdanos del terror nocturno
De la oscuridad de la noche
Guárdanos de pesadillas y malos sueños
Manda a tus ángeles que guarden nuestros pies de tropezar
Guíanos en el camino correcto alumbrando nuestros pasos
Que el miedo no nos toque y terror no nos aseche
Tú eres nuestro amparo y fortaleza
Nuestro pronto auxilio en la tribulación.

Tu brazo fuerte nos defienda
Somos tus hijos y tu nuestro Padre”.
Amén.

Todas estas estas series de oraciones van dirigidas a jóvenes y adolescentes que tengan una gran necesidad de Dios, las repeticiones te ayudaran a alimentar tu fe y crecer en el conocimiento de Dios y su amor.

La eficacia de la oración radica en el hábito diario, que fortalecerá tu relación con Dios y aumentara tu comunión con El, fortaleciendo tu fe y llevando tu vida al cumplimiento de su propósito. Que Dios bendiga a los hermosos jóvenes.